Salud

Médicos renuncian por falta de equipamientos de bioseguridad

El Círculo de Médicos del Paraguay reportó que los profesionales se ven obligados a renunciar por la falta de los insumos médicos para combatir la pandemia de coronavirus.

En entrevista con la radio Universo 970 AM, la doctora Gloria Meza, presidenta del Círculo de Médicos del Paraguay, manifestó que actualmente están aguantando mediante las compras que hacen de su propio bolsillo y de “la olla popular sanitaria”, con las donaciones que reciben de tapabocas y otros materiales necesarios para que puedan seguir trabajando con las debidas medidas de bioseguridad.

Como los equipamientos son desechables, cuestan alrededor de 400.000 guaraníes por día, según reveló la entrevistada. No obstante, los médicos tratan de economizar para no endeudarse.

“Gracias a Dios no tenemos ahora un contagio comunitario del virus. (…) Lo que teníamos que recibir no lo recibimos. Estamos muy angustiados y decepcionados. Hay médicos que están renunciando. Están tirando la toalla y van a sus casas. Dicen que no pueden arriesgar sus vidas por un salario de 5 millones de guaraníes. No se les puede obligar ir a trabajar sin la debida protección. Es algo de vida o muerte”, comentó.

Meza mencionó además a radio 1000 AM que los médicos deben dormir en los depósitos de los hospitales e incluso en sus vehículos, para no ir a sus casas y exponer a sus familias. “Necesitamos que se habilite algún albergue para el personal de salud”, solicitó.

La doctora reconoció que existe una desconfianza del gremio hacia el Ministerio de Salud ante los hechos de corrupción que salpican a las compras COVID. “Nuestra salud mental está alterada. La ansiedad de estar aguardando tanto esos equipos que finalmente no llegan nos hace mal”, lamentó.

La doctora Rossana González, directora del Sindicato Nacional de Médicos, que nuclea a 2.500 funcionarios, confirmó que no se tienen los insumos suficientes para trabajar en los hospitales y que lo poco que disponen provienen de donaciones o de lo que los propios profesionales adquieren con sus insumos.

Estimó que lo disponible actualmente alcanzará como máximo por una semana más, situación más preocupante después de la confirmación del rechazo parcial de los insumos que llegaron de China, traídos por las empresas Imedic y Eurotec.

La cartera sanitaria rechazó las camas hospitalarias y los protectores oculares, no obstante aceptó las mascarillas quirúrgicas y los protectores faciales. Siguen en revisión, por algunas objeciones documentales y no así por las especificaciones técnicas, los barbijos N95 (que en realidad son KN95) y los trajes protectores.

Fuente: Hoy

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *